Mi cuñada pidió que la taladrara Relato Erótico

 

Este es uno de los muchos relatos que tengo guardados en mi historia de vida sexual. 


 

Bueno, antes que nada me describo, soy de una estatura de 1.60 aprox. de piel morena y de musculos un poco marcados por que solia hacer ejercicios muy amenudo. trancurria el año de 2012 cuando me hice novio de mi actual esposa, ella vivia con sus padres y su hermana (la historia con mi suegra pronto hos contare). en el transcurso de mi noviazgo, siempre me lleve muy bien con su familia, de tal manera que siempre estaba presente en sus reuniones familiares por que me invitaban, y yo como siempre les compraba algo para no llegar con las manos vacías, esto hacia que mas me quisieran dentro de esa familia, ya que no era yo apretado para comprar cosas. Llego el momento que era tan allegado a esta casa, que en ocasiones que se me hacia tarde me quedaba a dormir allí, obviamente en la sala por que esa casa solo tienes 2 cuartos los cuales los ocupaban, pero cuando todos dormían mi novia se escapaba a verme y nos dábamos un rapidin y unas buenas mamadas.


A lo cual su hermana siempre se dio cuenta y cuando estábamos solos me decía, eres un cerdo, anoche te cojiste a mi hermana, les vi, muchas veces les he espiado, entre la sombra vi la vergota que se tragaba la pendeja, jajajaja, yo solo atinaba a responder que no era cierto, (mi verga mide 18 cm y es algo gruesa). Así pasaron las semanas y todo seguía normal, de vez en cuando me quedaba y la rutina de la noche era de esperarse, pero yo como sabia que su hermana nos espiaba, yo trataba de quedar con la verga parada a la tenue luz que entraba, así ella podía deleitar también. al cabo de un par de meses, sus padres tuvieron que salir por unos días, y me dijeron si podía acompañar a las niñas jajaja, yo sin ser rogado accedí sin problemas, en eso decidimos comprar licor y tomar por la noche, ya entrados en calor solo los tres, la hermana le hace una llamada a su novio, lo cual tardo como una hora y media, en ese tiempo mi novia y yo aprovechamos para el faje, cuando yo estaba con ella siempre llevaba puesta falda porque así se lo pedía yo, así que alse su falda y su calzón no muy llamativo por cierto, se lo aparte y le comí la conchita dulcemente hasta que se vino, luego mi turno, me mamo la verga hasta tragar todo mi semen, como ya estábamos calientes y ella mas mareada, la senté en mi verga y solo se ensarto hasta el fondo, así estuvimos un rato hasta que ella me agarraba con fuerza de las piernas, y gemía, retorcía sus pies, y es que tenia un orgasmo, quedo completamente sin ganas de moverse y recostada en la mesa, yo aun caliente y con la verga super tiesa, la bombeaba pero ella se negaba y me pellizcaba, diciéndome que la dejara, yo obedecí, en unos minutos se incorporo y se fue al baño que estaba detrás de nosotros, se limpio y yo también me limpie con un trapo que había en la mesa, ya medio ebrio no sabia que hacia, lo que si sabia es que necesitaba una conchita que me terminara, y lo que llegaba a mi mente era su hermana.


Ella tardo mucho en el baño y se escuchaba un ruido, así que fui a verla y ella estaba vomitando en el lavabo y no aguantaba estar de pie, así que llame a su hermana que aun no terminaba de hablar por teléfono, corto la llamada y vino al baño, la limpio y fuimos al cuarto a recostarla, me pregunto del porque se había puesto hacia, le dije que tal vez le callo pesado el cacahuete, cosa que si me creyó por que eso es pesado.


Notamos que estaba completamente dormida y decidimos dejarla tranquila, y le dije que pos ya terminaríamos la botella que casi estaba vacía, yo solo quería la oportunidad desea, pero note que ella tenia lo ojos llorosos, y pensé que había llorado, se lo pregunte y me dijo que si, que el pendejo su novio era un niño y no quería hacer el amor, que solo faje porque aun no estaba seguro, le dije que era un idiota, como la iba dejar asi. le dije;


-Yo, en su lugar no desperdiciaría ningún instante para poder taladrar a semejante mujer, total, con los 26 años que tienes ya estas bastante buena. jajajaja y tome de mi vaso un trago


-cuñada; eso he visto malvado con la pobre de mi hermana, que la quieres reventar por todos lados, pero siempre he visto lo mismo, que se lo mamas, te lo mama y una que otra vez he notado que la cojes normal.


-Yo; te voy a confesar, esto ya se esta convirtiendo en algo rutinario y eso no es bueno, le he dicho que cojamos como es debido, que se deja nalguear, que se la meta por el culo, que hagamos 69, que la coja en pose de perrito, pero no quiere, ademas ya vez que no salimos y solo lo hacemos cuando se escapa de su cama.


-Cuñada; ese es el problema, cuanto desearía yo que me cogieran así como dices, pero eso solo lo dices pero ni creo que lo hagas


me estaba retando a que la cogiera tal como lo decía


-Yo; ya te lo voy a demostrar, total tu novio ni pela, jajaja, a deser que tampoco haces lo que dices, jaja


En eso nos levantamos y nos fundimos en un beso de lengua y faje total, tardamos unos 10 minutos así pegados, le tocaba las tetas que eran grandes, hermosas, y ella inmediatamente tocaba mi verga, diciendo; esta hermosa esta vergota, me la comeré, te la comeré toda, yo diciéndole que hiciera lo que quisiera, en eso me bajo el pantalón y se pego a mamar, lo hacia fenomenal, tenia experiencia mamando, luego baje su short y le jugaba la conchita y con la otra mano manoseaba sus grandes tetas, sin importar quien nos viera me pedía que la clavara, yo obediente se la metí de un solo golpe, mi verga aguantaría mas por que era la segunda erección, estaba mete y saca, mete y saca, hasta que se vino, apretando la silla la mesa y estirando las piernas tumbadas en el piso, espere que se retorciera de placer y yo preparado para seguir.


-Yo; no sera que ya con eso me vas a salir, jajaja. no seas pendeja, párate que te voy a seguir cogiendo toda la noche.


-Cuñada: a ver si es cierto cerdo, cógeme que soy tu puta, soy tu gatita.


Diciendo eso y se bajo a mamar, después le di vuelta y la deje en cuatro, le dije que le iba coger el culo, ella reía y se saboreaba. Le metí la verga muy suavemente y ella apretaba el ano por el dolor que sentía, yo en el intento la nalgueaba le decía perra, puta zorra, y eso le gustaba, tantito aflojo el ano se lo metí todo, grito duro la muy puta, pero yo le manoseaba la tetas que colgaban hacia el piso, la empece a bombear, en eso estaba y me esta viniendo, y ella tocándose la conchita me gritaba que no parara, que estaba terminando, así que no pare y me vine dentro de ella y ella también se vino.


Nos incorporamos y descansamos abrazados sin limpiarnos.


Gracias a Pancho por su relato

Tu también envía a aru2nap3@gmail.com

Comentarios

Publicar un comentario